Foro Legal

Procedimiento criminal y la Constitución

EL REGIONAL
redaccion@elregionalpr.com

La Jueza Presidenta del Tribunal Supremo, Maite D. Oronoz Rodríguez, participó de la presentación del libro Procedimiento Criminal y la Constitución: Etapa Adjudicativa en la Escuela de Derecho de la Universidad de Puerto Rico. La obra compone la publicación más reciente del distinguido profesor Ernesto L. Chiesa Aponte.
La actividad organizada por Academia Puertorriqueña de Jurisprudencia y Legislación reunió a la Jueza Presidenta Oronoz Rodríguez, Félix Figueroa Cabán, Juez del Tribunal de Apelaciones, al licenciado Harry Padilla y al profesor Luis Ernesto Chiesa. Todos acompañaron al profesor Chiesa Aponte en una discusión amena sobre su más reciente publicación.
Entre elogios y recuentos de memorias, los panelistas abundaron sobre la trayectoria del profesor Chiesa Aponte y su impacto en el desarrollo del Derecho y la jurisprudencia puertorriqueña. Durante la noche, los panelistas compartieron impresiones y experiencias vividas con el profesor en el transcurso de su trayectoria profesional.
Oronoz Rodríguez recordó con cariño las distintas materias que tomó con el profesor durante sus años de formación como estudiante de Derecho y el tiempo en que ambos coincidieron en la Oficina del Procurador General.
Asimismo, la Jueza Presidenta enfatizó el estrecho vínculo entre el profesor y la Rama Judicial de Puerto Rico. En 1976, Chiesa Aponte fue nombrado Secretario General del Tribunal Supremo de Puerto Rico, cargo que ocupó hasta julio del 1981. Además, fungió como Compilador y Publicista del Tribunal y ha presidido varios de los Comités Asesores más influyentes del Secretariado de la Conferencia Judicial y Notarial. De hecho, actualmente es miembro del Comité Asesor Permanente de las Reglas de Procedimiento Criminal y del Comité de Revisión del Manual de Instrucciones al Jurado, que se reactivó recientemente.
Durante la velada, Oronoz Rodríguez también enfatizó que Chiesa Aponte es una fuente constantemente consultada y citada en sus tareas judiciales. Así, destacó su aportación al quehacer judicial. “El libro es lo suficientemente profundo en su análisis — luego de haber expuesto el derecho positivo— para hacerle repensar a aquellos que pautamos jurisprudencia si las normativas vigentes tienen aún sentido”, expresó Oronoz Rodríguez. Igualmente, la Jueza Presidenta destacó que el libro está organizado de tal forma, dividido en capítulos y secciones por temas y subtemas, que permite el fácil uso de este, lo que lo convierte en una fuente de referencia idónea para la judicatura, la academia, el estudiante y para el litigante.
Por su parte, el Juez Figueroa Cabán, destacó la utilidad de libro para los jueces del Tribunal de Apelaciones y enfatizó que resulta sumamente útil y confiable al momento de comenzar la investigación del asunto que tienen ante su consideración. En una línea similar, el licenciado Harry Padilla elogió la profundidad del análisis esbozado para cada asunto discutido en su nuevo libro y exaltó la utilidad que tiene para el abogado litigante contar con un índice de todos los casos que incluye el libro en formato de tabla. El profesor describió “el estilo sofisticado, sutil, respetuoso y efectivo” en el que Chiesa Aponte expone sus críticas en sus obras.
La obra Procedimiento Criminal y la Constitución: Etapa Adjudicativa continúa el análisis que comenzó el profesor en su publicación anterior dedicada al estudio de las garantías constitucionales en las etapas investigativas del procedimiento criminal. En esta ocasión, Chiesa Aponte abunda en cómo estas protecciones amparan a los acusados en los procedimientos adjudicativos en el ámbito penal. Para lograr ese objetivo, dedica cada capítulo a atender un derecho constitucional distinto.
Chiesa enfatizó que este libro va dirigido a estudiantes, abogados, fiscales y jueces, sin pretensión alguna, más allá de un modesto “hornbook”. “No hay pretensión alguna más allá de la exposición ordenada del derecho positivo conforme la jurisprudencia de la Corte Suprema de los Estados Unidos y del Tribunal Supremo de Puerto Rico. Pero se trata de una zona en la que permanece mucha incertidumbre y que está en continuo devenir. Una que otra vez inserto alguna crítica a la jurisprudencia”.
En el anterior libro, Derecho Procesal Penal en la etapa investigativa, el profesor Chiesa dio énfasis en los derechos constitucionales que amparan al ciudadano en esa etapa del procedimiento. Habida cuenta de la primacía de la Carta de Derechos en esta zona, se alude continuamente a la jurisprudencia de la Corte Suprema de los Estados Unidos y a la del Tribunal Supremo de Puerto Rico, que son las fuentes de derecho primarias. Como es harto sabido, los derechos fundamentales de la persona reconocidos en la Carta de Derechos de la Constitución de los Estados Unidos tienen que ser reconocidos por los gobiernos de los Estados y de Puerto Rico, aunque éstos pueden reconocer garantías adicionales.

Comments

comments

Publicidad
Share:
Loading...