Salud

La prevención es la mejor alternativa

Por Eduardo A. Lugo Díaz,

Psicólogo

Para EL REGIONAL

Publicidad

   Muchas de las cosas que nos ocurren en la vida son prevenibles y por prevenirlas las mismas, se podría tener una mejor calidad de vida.  La prevención es el acto que una persona hace para evitar una situación que de alguna forma u otra le pueda afectar adversamente.  Aunque hay cosas que no se pueden prevenir, existen estilos de vida que puede prolongar el proceso de vivir y hay otras cosas que no se pueden evitar. 

   Este artículo va dirigido a muchas situaciones de la vida que se puedan prevenir, en diferentes aspectos y escenarios.  Aunque la mayoría de los seres humanos están conscientes que la prevención es una buena alternativa, algunos no lo hacen por: los sacrificios que conlleva, requiere de mucha disciplina y otros porque no han sido orientados sobre los beneficios de las mismas, por criarse en una ambiente familiar que no se desarrolla el concepto de la prevención y en muchos casos por el costo y/o esfuerzo inicial que podría conllevar el mismo.

   Muchas agencias gubernamentales y privadas están reduciendo los gastos y usualmente por donde comienzan es por la prevención.  Una gran equivocación, pues usualmente al prevenir una situación adversa, como puede ser un accidente, enfermedad, entre otras, se economiza mucho más que cuando tiene que arreglar lo que causó el accidente, el tratamiento de la enfermedad, entre otras cosas más y sin mencionar las posibles demandas.  Aunque la prevención puede conllevar un costo adicional, se evitan situaciones que pudieran ser más costosos sino se previenen.  Un ejemplo si su goma del auto está muy desgastada, puede ocasionar que se le explote y conlleva quizás el costo de una nueva, pero a la misma vez el mal rato, el llegar tarde a su destino y peor aun ocasionar un accidente donde en el peor de los casos pueda conllevar a pérdida total del auto y peor aún a heridas, pérdida de empleo o muerte.   En este caso por no prevenir se llegó a la negligencia y de la negligencia a otras consecuencias peores y por ende no se economiza nada, sino todo lo contrario hubo mayores gastos, además de las consecuencias adversas por explotarse la goma.

   Se podrían mencionar un sin número de ejemplos por donde por no tomar medidas preventivas, las consecuencias pudieran ser catastróficas.  Otro ejemplo fue el huracán María, aquellos quienes tomaron medidas preventivas estuvieron mejor que aquellos que no tomaron las medidas preventivas.  Otro caso pudiera ser cuando al no cuidarse la salud, su dieta y un estilo de vida sedentaria pudiera afectar adversamente su salud física e incluso emocional.  Pudiera perder empleo y como consecuencia la situación empeora por no tener dinero para su tratamiento, se pudiera afectar la salud emocional al deprimirse y las relaciones personales y familiares se afectan. 

   Entonces, su pregunta pudiera ser si la prevención es tan beneficiosa, cual es la razón por la cual no se hace.  La respuestas pueden variar e incluso pudieran ser económicas, pero pudiera ser dentro de las principales razones se podrían mencionar: el que el ser humano vive el ahora y no planifica para el futuro, la falta de disciplina y compromiso, el desconocimiento, falta de orientación y el no ver la importancia de que lo que se hace hoy tiene consecuencias.

   Hay varias cosas que se pueden hacer para mejorar y considerar la prevención   como una buena alternativa.  Es importante en pensar en las personas mas cercanas a usted, cuáles serían las consecuencias de sus actos, cómo se verían afectados y como usted se verá afectado.  Pregúntese si la consecuencia de evitar la prevención, tomar el camino más fácil ahora, negligencia o lo que fuese le afectaría a usted en su futuro o a los suyos.  Piense en su futuro, pues aunque sí es cierto que lo único que se tiene seguro es el presente, lo que usted haga en el presente tiene consecuencia en su futuro.   Si usted desea que su vida futura o en su jubilación sea digna y positiva hay que tomar medidas preventivas que conllevan esfuerzo en el presente, pero se premian en el futuro. Cuando se le presente una oportunidad de prevención sea por alguna orientación o taller aprovéchala para que vea otras alternativas posibles que quizás usted no había considerado.   Aprenda a comer saludable y mantenga una vida activa físicamente.  Comience por ahorrar desde ya.  Considere las alternativas de seguro, planes de inversión  que aunque son un gasto en el presente, en el mañana puede facilitarle la vida.  Considere que cuando usted fue niño y adolescente y estudiaba era un sacrificio y ahora por sus estudios, obtiene un empleo.  Eso fue un sacrificio en el pasado y una recompensa en su presente.  Hay que invertir tiempo para cosas positivas, pues la inversión no cuesta, sino paga.  Usted tiene derecho en vivir sus últimos años de vida lo mejor que pueda, por lo tanto planifique y considere las medidas preventivas, pues es mejor prevenir que tener que remediar.

Comments

comments

Share:
Loading...