ColumnasSalud

Enfrentando las frustraciones

Por: Jorge Almodóvar Capielo, MSW*

 La frustración generalmente ocurre cuando nuestros objetivos personales y sueños no se cumplen. Podemos sentirnos frustrados cuando el resultado de lo que queríamos simplemente no sucede, o cuando para alcanzarlos, debemos enfrentar muchos desafíos.

A menudo, la causa de nuestras frustraciones puede atribuirse a fuerzas externas sobre las que no tenemos control y puede impedir que nos sintamos motivados. Podemos reaccionar tratando de resolver lo que está causando la frustración, o simplemente podemos darnos por vencidos, lo cierto es que muchas personas actúan, guiadas por ese sentimiento de frustración.

Publicidad

No importa cuál sea la causa, las personas responden de manera diferente. Es normal que  en ocasiones nos sintamos frustrados, pero es la forma en que reaccionamos a esta lo que es importante. Muchos tratan de encontrar una solución otros simplemente se rinden , pero el la peor decisión es actuar violentamente hacia otros que pensamos, son la causa de nuestra frustración. Al igual que cualquier problema de comportamiento en nuestra vida, siempre existe una manera de superarlo. Algunas sugerencias para lograrlo son:

1. Dialogar: Ser capaz de compartir sentimientos reprimidos con alguien en lugar de simplemente guardarlos para nosotros.

2. Identificar éxitos y fracasos: De esta forma, podemos ver con mayor claridad y tener control y equilibrio en cuanto a lo que funcionó para nosotros y lo que no funcionó.

3. Aceptar la realidad: Si hemos hecho todo lo que está a nuestro alcance para lograr algo y todavía no funciona, entonces debemos tratar de aceptarlo tal como es.

4. Dar seguimiento a los progresos personales: En ocasiones sentimos que las cosas no se mueven lo suficientemente rápido o que no están funcionando de inmediato. Eso podría llevar a mucha frustración. Hacer una lista de verificación y ver cómo se está progresando nos puede ayudar. A veces, los pequeños pasos pueden parecer pocos, pero ser capaz de atravesar esos pequeños pasos, es útil para ver el progreso hacia el éxito.

5. Darse un respiro: Tomar un descanso siempre es bueno. No pensar en lo que está causando la frustración por un momento. Afortunadamente el descanso permitirá que la mente esté más claras una vez se decida retomar el problema.

6. Deja de culparte: Tal vez tu seas la causa de tu propia frustración. Acepta las circunstancias y trata de encontrar soluciones en lugar de culparte incesantemente.

7. Deja de enojarte:  La ira es una forma de desahogar nuestras frustraciones. Puede dirigirse hacia nosotros mismos o hacia el que causa la frustración. El punto aquí es minimizar la ira para que puedas pensar con claridad. Solo cuando pienses con calma serás capaz de abordar el problema que te está frustrando.

8. Esté cerca de personas positivas: siempre es bueno estar cerca de personas que son optimistas. Puedes obtener energía de ellos y consejos si se han encontrado con situaciones similares a la tuya.

9. Sea positivo: Trate de pensar en los otros momentos difíciles que ha encontrado y que tuvo éxito enfrentándolos. Dígase a usted mismo, esto también pasará. Puede que no sea fácil, pero si tratamos ver dónde hemos triunfado en el pasado, podemos ver que igualmente, podamos superar esto también.

Todos tenemos momentos en nuestras vidas en que nos frustramos. Es una emoción natural que tenemos que superar. Mientras trabajemos por alcanzar los sueños y las metas que queremos, encontraremos algún tipo de frustración. Recuerde, es la forma como la enfrentamos lo que es importante.

*Trabajador Social Clínico y Consejero Terapéutico en Adicciones jalmodovarpr@gmail.com (787) 347-9815

FB_IMG_1512862449295

Comments

comments

Share:
Loading...